Ruido Blanco - Izal

Aumentaron las distancias en la paradoja de acercarnos…
pero sin tocarnos, en cómodos plazos.
Se multiplicaron las presencias mas ausentes,
los contactos pero sin arriesgarnos

Somos rachas de viento eléctrico
olas de información perdida.
Somos sonido nacido en extinción
ruido blanco de maquinas dormidas.

Nos afectan los modales de una muchedumbre apasionada,
tantas palabras para no decir nada.
Tanta cantidad sin calidades,
tanta agenda, tanta entrada,
tan pesadas las alas

De entre la maraña te abres paso y me regalas calma
revolucionaria, cuenta cuentos de la antigua raza
dentro de esta selva en la que mi débil voluntad pelea,
haces que parezca tan sencilla la tarea.

Somos rachas de viento eléctrico
olas de información perdida.
Somos sonido nacido en extinción
ruido blanco de maquinas dormidas.

Somos rachas de viento eléctrico
olas de información perdida.
Somos sonido nacido en extinción
ruido blanco de maquinas dormidas.